jueves, 24 de enero de 2013

el rey del veto para no trabajar

MACRI DEJO SIN EFECTO NUEVE LEYES QUE HABIA APROBADO LA LEGISLATURA

No puede gobernar sin vetos

Por segunda vez anuló la ley que amparaba a las empresas recuperadas en vías de expropiación. También vetó un subsidio para ex combatientes de Malvinas que trabajan en la administración porteña y el permiso para una feria en San Telmo.
 
Por Eduardo Videla
Mauricio Macri volvió a la carga con los vetos de leyes sancionadas por la Legislatura porteña. El jefe de Gobierno dejó sin efecto nueve normas, la mayoría de ellas de interés social, todas aprobadas por unanimidad, con el acuerdo de los legisladores del PRO. Como hace un año, resultó vetada la ley que ampara el proceso de expropiación de empresas recuperadas por sus trabajadores. También anuló la norma que establecía un subsidio vitalicio para los ex combatientes de Malvinas que trabajan como empleados del gobierno porteño y otra que legitima el funcionamiento de una feria artesanal en la calle Defensa. Incluso resultó objetada una ley que promueve la donación de órganos mediante leyendas en las facturas de ABL.
Los decretos con los vetos fueron firmados por Macri el 15 de enero último. Sólo dos de ellos fueron publicados en el Boletín Oficial, pero todos fueron girados a la Legislatura. Allí fue donde se enteraron los legisladores.
“Los vetos nos hacen perder confianza en los acuerdos legislativos que se dan con el propio bloque del PRO y con el presidente de la Legislatura (Cristian Ritondo)”, dijo a Página/12 la diputada Delia Bisutti (Nuevo Encuentro), titular de la comisión de Desarrollo Económico y una de las impulsoras de la norma que protege a las empresas recuperadas.
“El año pasado ya había vetado otra ley de prórroga para amparar a las cooperativas que aún no habían iniciado el proceso de expropiación. Desde la primera mitad del año, el diputado (Juan) Cabandié había presentado un nuevo proyecto, pero recién pudimos consensuarlo en noviembre. Estuvieron los representantes de las cooperativas con los diputados del PRO y de la oposición”, relató Bisutti. La ley fue aprobada por unanimidad.
La legisladora advirtió que “ahora muchas empresas que han sido recuperadas por sus trabajadores pueden correr el riesgo de que algunos de los empresarios que las abandonaron en plena crisis, ahora quieran volver a hacerse cargo”.
Otra de las normas vetadas fue la ley 4437, que se aprobó también por unanimidad, a partir de un proyecto del diputado Alejandro Bodart (MST-Proyecto Sur) y otros cinco presidentes de bloque. La ley convertía en vitalicio y hereditario un subsidio a los ex combatientes de Malvinas que trabajen en la administración pública porteña. Bodart, en declaraciones a Página/12, calificó de “falsos” los argumentos para vetar la ley, ya que “no se ampliaba el número de beneficiarios, ni se requería más presupuesto”.
El legislador aclaró que el beneficio involucraba a unos 200 trabajadores de planta permanente, ex combatientes de Malvinas, que reciben un subsidio equivalente a su sueldo, y que, de acuerdo con la ley vetada, podían seguir percibiéndolo una vez jubilados. Una vez fallecidos, lo hubieran cobrado sus esposas y luego sus hijos, hasta cumplir los 18 años. “Se trata de proteger a la familia de personas que han sufrido y sufren secuelas de aquellos hechos, y no implicaba un gran costo para la Ciudad”, agregó Bodart. “Casi todos los proyectos vetados por Macri son de carácter social”, destacó el legislador.
En efecto, otra ley vetada es la 4458, un proyecto de María José Lubertino que proponía la aplicación de elementos térmicos en la construcción de viviendas para el aprovechamiento de la energía. También fue anulada la ley que restringía la pesca del dorado en aguas del Río de la Plata, otra que indemnizaba a la propietaria de una vivienda, damnificada por una obra en construcción, y la eximición del ABL al club Defensores de Belgrano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada